¿Necesitas algún consejo para una reforma integral sin salirte del presupuesto? ¿Quieres saber cómo llevar a cabo la reforma de tu casa sin que el gasto se descontrole? Entonces, sigue leyendo.

Enfrentarse a una reforma integral suele conllevar muchos quebraderos de cabeza. Conseguirlo sin saltarse el presupuesto puede ser aún un reto mayor. Es habitual que en una reforma de gran envergadura surjan distintos problemas que no se habían planteado al inicio y acabe incrementando el coste final del proyecto. Te contamos cómo hacer una reforma integral sin salirte del presupuesto con unos sencillos pasos.

Un buen asesoramiento en la reforma integral de pisos

Casi podemos verlo, el potencial está ahí, sabemos lo que no nos gusta de cada espacio y lo que necesitamos para convertir la realidad en el sueño. Imaginamos hasta el color de las paredes, las cortinas y la lámpara nueva. Sabemos perfectamente lo que queremos lograr, pero no podemos gestionar el cambio. Para ello recurrimos a una empresa especializada.

Cuidado con esto, no se trata solo de un trabajo de albañilería que el cuñado de un amigo puede realizar en fines de semana. Lo principal es entender que invertir en nuestro hogar es una cuestión importante, y que repercutirá en el bienestar de la familia durante años.

Contar con el asesoramiento de profesionales con años de experiencia en el sector de las reformas y la rehabilitación de pisos es uno de los principales aciertos a la hora de planificar una reforma sin salirte del presupuesto.

Puedes comentar con el equipo tu idea, y sabrán orientarte a la hora de decidir dónde priorizar, y todas las partidas necesarias con las que quizá no contabas. Además, todos los aspectos de tu proyecto que no puede realizarse así (muros de carga que no se pueden tirar, desagües que no pueden instalarse en todas las ubicaciones, paredes que se deben sanear, etc.).

A veces los aspectos técnicos pueden chocar con la idea que llevamos en mente. Para ahorrar en costes es preciso ser muy concreto respecto a lo que queremos hacer, las prioridades y las especificaciones técnicas de seguridad, que pueden variar por comunidades e incluso por ayuntamientos.

Ahorro en calidades: Cuándo sí y cuando no

Cuando estamos planeando una reforma integral sabemos que los costes a veces se disparan y que gran parte del presupuesto puede variar en función de los acabados, las calidades y los complementos que elijamos.

A la hora de hablar de calidades hay que entender que todos los materiales, cumplen con las normativas vigentes. No se trata de material defectuoso, pero sí que es cierto que cuando hablamos de alta gama o calidad superior, entendemos que su durabilidad es mayor.

Si somos previsores y vamos mirando con tiempo, podemos ahorrar en material de alta calidad encontrando restos de stock, o piezas de la temporada pasada. Un buen ejemplo son las que se retiran o se liquidan a un precio con descuento.

Las tendencias cambian rápidamente, pero hay elementos atemporales, que vamos a mantener durante muchos años (suelos, puertas, interruptores, grifería…). Si elegimos una buena calidad, nos aseguramos que no tendremos que realizar una nueva reforma a medio plazo para sustituirlos.

Elementos como la fontanería o la electricidad son los más importantes y debes cuidar siempre que sean lo más seguros posibles. Por ello, es una partida en la que no se puede escatimar demasiado y, por lo tanto, se llevará un pellizco importante del presupuesto.

Sin embargo, suelos, molduras, puertas y otros elementos si puedes buscar con más tranquilidad ofertas y liquidaciones, ya que no repercuten en la calidad del material, simplemente pueden ser finales de series o stock.

Cosas que no debemos comprar

Para ajustarnos al presupuesto, hay una cuestión que cuesta cumplir pero es importante: no compres por adelantado elementos de decoración.

Por supuesto, cuando empezamos la reforma integral de pisos o casas, queremos estrenar mobiliario para los aquellos espacios que hemos renovado. Es importante saber esperar. Elementos como los cuadros, las lámparas, alfombras, apliques, mobiliario… Es tentador ir preparando y adquiriendo productos, pero aunque parezca poco, pueden llevarse una parte del presupuesto que luego hará falta para otras cosas.

Sobre todo saber a qué nos enfrentamos

Por tanto, y como hemos visto, antes de comenzar con cualquier proyecto de reforma integral es imprescindible que un técnico se asegure de qué elementos se van a cambiar. Además, también es importante saber qué es necesario sustituir y qué es lo que puede mantenerse. De este modo y con un presupuesto por adelantado que tenga en cuenta todos estos elementos, sabremos a qué atenernos. Por supuesto, es importante saber que en el momento de comenzar una obra pueden surgir imprevistos, y por ello es recomendable no disponer del total del presupuesto para la reforma, sin reservar nada para eventualidades.

La reforma integral puede parecer un reto, y seguramente sea una aventura apasionante, pero será mucho más sencilla si cuentas con el equipo de profesionales adecuado para acompañarte en el proceso. La transformación de tu hogar está mucho más cerca de lo que pensabas y con estos consejos, podrás llevarlo a cabo sin salirte del presupuesto.

Desde Pro Creative queremos ayudarte a cumplir tus expectativas para que puedas llevar a cabo tu soñada reforma integral sin salirte del presupuesto ¡Consúltanos!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies